Saltar al contenido
Frases de Futbolistas

Frases de Cesare Prandelli

Frases de Cesare Prandelli
Si quieres aprender de fútbol no te pierdas: INSTITUTO FÚTBOL

Cesare Prandelli no ha tenido una vida tranquila. El técnico italiano siempre ha dejado mucho contenido en todas sus ruedas de prensa, sin embargo, desde el fallecimiento de su mujer por culpa del cáncer se ha podido ver un Prandelli todavía más íntimo. Las frases de Cesare Prandelli demuestran el calado del técnico italiano, el amor por su mujer y el motivo de su ascendencia sobre los futbolistas que ha entrenado. Uno de los grandes dentro y fuera de los terrenos de juego.

Las Mejores Frases de Cesare Prandelli

Prandelli
Frases de Cesare Prandelli

“Antes de morir mi mujer me dijo: ‘Prométeme que mantendrás a los niños lejos del mundo del fútbol’… El fútbol a veces tiene miedo de la naturalidad”

“He descubierto que muchas personas tienen miedo de amar, de vivir el amor. Porque en el amor debes dar, ser altruista. Puede que sea más fácil no amar”

“Creo que una persona a la que hemos amado tanto sigue viviendo dentro de nosotros hasta nuestra propia muerte”

“Me alivian el campo, los chicos, los partidos. Solo, me siento perdido”

También te puede interesar: FRASES DE MARCELO BIELSA

“A Italia siempre nos han considerado como una nación que especulaba y buscaba el error del rival para ganar. Eso lo tenemos y no queremos cambiarlo. Pero podemos añadir cosas”

“Cuando era jugador, muchos de mis compañeros me hacían más caso que al propio capitán. Yo encontraba esto embarazoso, pero no era más que el proceso natural que sucede de forma espontánea en un grupo humano. A veces mi silencio tenía más valor para el equipo que las palabras de otros”

“No hemos cambiado el fútbol, el fútbol no cambia, pero sí el modo de interpretarlo”

“El error técnico forma parte de la vida. Pero el error de concepto no es admitido”

“En determinados momentos sí se puede ser algo anárquico en el juego. Le doy un ejemplo. Recuerdo que en un partido con el Parma, jugando en Piacenza, fue Adrian Mutu a recibir un balón en el centro del campo y de espaldas a la portería, con lo que le dije: “juégala”. Pero en lugar de ello mantuvo el balón, aguantó el golpe, se giró, regateó al rival, voló hacia portería, dribló a dos más y terminó marcando un golazo. ¿Qué dice ahí uno? Yo corrí al campo y le abracé”

“La primera cosa es dar seguridad atrás. Esto no quiere decir añadir un defensa más sino mantener una atención táctica precisa”

“Inspirar a los jugadores la pasión por lo que ellos están haciendo es una parte esencial de dirigir un equipo. Lo he aprendido fruto de mi experiencia”

Entradas relacionadas